Disfruta del descenso del Sella en familia

Tener la oportunidad de disfrutar de un entorno natural y realizar actividades que nos alejen de la rutina y el estrés al que normalmente estamos sometidos, es una idea que cada vez atrae más a todas aquellas personas que desean tener unas vacaciones alejadas de las aglomeraciones turísticas.

Asturias se ha convertido en uno de los principales destinos para aquellos que buscan experiencias únicas e inigualables en contacto con la naturaleza pero que, a la vez, quieren compartir su tiempo en familia realizando actividades que puedan compatibilizar con los niños. Su entorno es el escenario perfecto para el turismo activo y, entre todas las actividades que se pueden desarrollar en estas increíbles tierras (espeleología, surf, rafting, descenso de barrancos, paseos a caballo…), sin lugar a dudas, cabe destacar el descenso en canoa al majestuoso rio Sella.

El descenso del Sella es una actividad de dificultad mínima. A través de sus tranquilas aguas es posible realizar dos recorridos:

  • Desde Arriondas a Ribadasella, con aproximadamente 15 kilómetros de distancia entre ambos puntos, la bajada tiene una duración de 4 horas en las que se incluyen paradas y descansos para poder disfrutar de increíbles paisajes, inmortalizar la experiencia con fotografías, darse un baño en las playas del rio, comer el picnic, e incluso, visitar los chiringuitos que se encuentran a lo largo de todo el rio para refrescarse con una sidra.
  • También existe la posibilidad de realizar la bajada Arriondas hasta Toraño, este recorrido es de aproximadamente 8 kilómetros con una duración de 2 horas.

Realizar de forma segura el descenso del Sella con los más pequeños es posible aun cuando no se posea experiencia alguna. Las canoas están especialmente diseñadas para esta actividad, son de fácil manejo, estables e insumergibles. La edad para que los niños puedan realizar el descenso es de 5 a 12 años, siempre irán acompañados de dos adultos y el único requisito imprescindible será que todos los integrantes de la canoa sepan nadar.

Para iniciar la actividad tan solo será necesario ir ataviado con ropa y calzado para agua ya que todo el equipamiento necesario se proporciona al realizar el descenso: canoa, remos, bolsa de picnic, bidón estanco para guardar las pertenencias, chalecos salvavidas, seguro de responsabilidad civil y accidente. Pero además, antes de iniciar la bajada, se dan unas instrucciones básicas acerca del manejo y el control de la embarcación.

El descenso del Sella se convertirá en una divertida e inolvidable experiencia que todos los miembros de la unidad familiar podrán disfrutar de forma totalmente segura. Cuando se realiza por primera vez, se produce el deseo unánime de repetir esta singular y pequeña aventura.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *